BIZCOCHO CON MIEL SIN HUEVOS NI LECHE
 

Ingredientes: harina de trigo, azúcar de caña, aceite de semillas de girasol, miel 3,4%, agentes leudantes: carbonato ácido de amonio, carbonato ácido de sodio, jarabe de glucosa-fructosa, sal, aromas
Puede contener trazas de frutos de cáscara y soja.
Envases constituidos por dos materiales combinados, la capa externa de papel y la interna de aluminio para alimentos.
Conservar en lugar fresco y seco.
 

Dichiarazione Nutrizionale

Valori medi per 100g

per 33 gr circa (4 frollini)

% RI* per porzione

Energia

1876 KJ
446 kcal

600 KJ
143 kcal

7 %

Grassi

14,3 g

4,6 g

7 %

 di cui acidi saturi

1,7 g

0,54 g

3 %

Carboidrati

71,2 g

22,8 g

9 %

 di cui zuccheri

23,5 g

7,5 g

8 %

Fibre

2,4 g

0,77 g

Proteine

6,9 g

2,2 g

4 %

Sale

0,56 g

0,18 g

3 %

* Assunzioni di riferimento di un adulto medio (8400 KJ / 2000 kcal)

Bizcocho con miel sin huevos ni leche
 

¿Qué son los OGM?

Los organismos transgénicos, llamados “Organismos Genéticamente Modificados”, no presentes en la naturaleza, son el resultado de la ”introducción” de genes de una especie en el ADN de otra: genes animales en bacterias y plantas o viceversa. Sin embargo el ADN ajeno es integrado sin ningún control en el organismo que se desea modificar: esto significa que no se sabe lo que se produce y si se pueden originar acontecimientos inesperados.

¿Por qué no se usan OGM?

Para sostener la agricultura y la economía es necesario un sistema de producción flexible, en el pleno respeto de la naturaleza, del medioambiente y del hombre. 
“Al introducir un nuevo gene en una célula, la función de otros genes se altera”.

(Renato Dulbecco – Premio Nobel de Medicina)

Sigue leyendo
 

Las materias primas

Todos nuestros productos tienen el sabor de la simplicidad, de la autenticidad y del amor por las cosas bien hechas, a través de una selección y un control de las materias primas de la tierra a la mesa, en el respeto de la naturaleza sin OGM.

Todos nuestros productos tienen el sabor de la simplicidad, de la autenticidad y del amor por las cosas bien hechas, a través de una selección y un control de las materias primas de la tierra a la mesa, en el respeto de la naturaleza sin OGM.